Tarifa SGAE para conciertos benéficos y gratuitos

El promotor de un concierto tiene la obligación de retribuir a los autores y compositores de la música que se interpretará en directo. Es frecuente que los músicos o bandas que tocan sean los propios autores, pero en el caché del artista no está incluida su remuneración por derechos de autor, el caché por tocar en directo es para pagar su actuación como artista. Por tanto, en el presupuesto del concierto debe tenerse en cuenta la partida de gasto por derechos de autor junto a los costes de los artistas. Pero, ¿qué ocurre con los derechos de autor en conciertos benéficos?

Tarifa SGAE para conciertos benéficos

Los derechos de los autores se gestionan por SGAE como entidad de gestión colectiva específica para esa categoría dentro de la propiedad intelectual. La tarifa de SGAE para conciertos es del 8,5% de la recaudación en taquilla; cuando el aforo es inferior a 1.000 personas se puede solicitar a SGAE la tarifa por tanto alzado, que es una cantidad fija según el aforo y precio de la entrada, y se paga una cantidad que no está vinculada al número de personas que finalmente asistan al concierto. En este enlace explicamos con detalle la tarifa de SGAE para conciertos. Cuando el concierto es gratuito y no se cobra entrada, la remuneración de los derechos de autor a través de SGAE se calcula en base a los costes de producción del espectáculo: caché de los artistas, alquiler de equipo y sala, personal técnico, personal de apoyo,…

En el caso de conciertos benéficos, la recaudación de taquilla o ingresos obtenidos se destinan a una determinada causa u ONG. También puede darse el caso de conciertos gratuitos para concienciar sobre una determinada materia. En tales situaciones, es posible que los artistas actúen gratis, de igual manera que otros proveedores necesarios para la producción cedan gratuitamente sus servicios o productos (personal voluntario, sala de conciertos cedida gratuitamente, empresa de sonido que no cobra, etc…). El autor de las canciones es un “proveedor” más del concierto y también podría renunciar a cobrar por el uso de sus composiciones (esto tiene todo el sentido si la figura de músico artista y autor coinciden en las mismas personas).

Así pues, los autores de las canciones que se interpretarán en un concierto benéfico pueden renunciar a su cobro. Para evitar el pago a SGAE en conciertos benéficos, el organizador debe ponerse en contacto previamente con la entidad para comunicarlo con antelación e indicar las obras y autores, de manera que aplica el protocolo SGAE para conciertos benéficos y lo comunicará al autor/es quienes a su vez deberán expresar su renuncia en favor de causas sociales.

En Sympathy for the Lawyer somos abogados especialistas en propiedad intelectual y asesoramiento legal en la industria musical. Si tienes alguna duda sobre derechos de autor o cuestiones legales relacionadas con la organización de conciertos y el sector musical, escribe un comentario con tu cuestión o contacta con nosotros para una primera consulta gratis y sin compromiso en este enlace.

 

*Imagen: pixabay.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies